¿qué son las cuentas fiduciarias de abogados

Una cuenta de fideicomiso de abogado es una cuenta bancaria especial en la que los fondos de los clientes se mantienen seguros hasta que es el momento de retirarlos. Ya sea que se conozca como una cuenta de fondos de un cliente o una cuenta de fideicomiso de abogado, usar una cuenta de fideicomiso de abogado es una buena idea comercial para los abogados que tienen dinero, como un anticipo (o cualquier otro dinero) en nombre de un cliente para su caso.

¿qué son las cuentas fiduciarias de abogados

Una cuenta de fideicomiso de abogado es una cuenta bancaria especial en la que los fondos de los clientes se mantienen seguros hasta que es el momento de retirarlos. Ya sea que se conozca como una cuenta de fondos de un cliente o una cuenta de fideicomiso de abogado, usar una cuenta de fideicomiso de abogado es una buena idea comercial para los abogados que tienen dinero, como un anticipo (o cualquier otro dinero) en nombre de un cliente para su caso. Y hay pautas contables de fideicomiso de abogados que todo abogado debe entender y seguir. Mantenga el dinero que no sea suyo en una cuenta separada para no gastarlo accidentalmente.

Esto incluye cargos no devengados (generalmente pagados como anticipo), fondos del acuerdo o costos anticipados y honorarios judiciales. En algunos estados es imposible practicar sin tener una cuenta fiduciaria, por lo que lo primero que debes hacer es abrir una. Sin embargo, tenga en cuenta que abrir una cuenta de cheques por separado no es suficiente. Cuando abre una cuenta de fideicomiso de abogados, también conocida como cuenta IOLTA, debe estar explícitamente designada como tal con su banco.

Dado que no todas las instituciones financieras están familiarizadas con las cuentas fiduciarias, puede que no siempre sea un proceso sencillo. Debido a que las cuentas IOLTA son mucho menos comunes que las cuentas corrientes tradicionales, no todos los banqueros las abren de forma regular. Si usted es un abogado con práctica privada en el estado de Maryland, debe colocar todos los fondos fiduciarios de clientes elegibles en una cuenta IOLTA. Sus cuentas de depósito en garantía y relaciones bancarias seguirán siendo las mismas, y Maryland Legal Services Corporation pagará los cargos de servicio razonables y habituales en su cuenta de depósito en garantía de IOLTA.

Las cuentas de fideicomiso de abogados son fundamentales para garantizar que el dinero que los clientes o terceros dan a los abogados se mantenga seguro y no se combine con los fondos del bufete de abogados ni se use incorrectamente. Tener estos documentos a mano será útil para las conciliaciones de fideicomisos y los requisitos anuales del Informe Fiduciario. En algunas jurisdicciones, no se requiere depositar los fondos de los clientes en una cuenta de fideicomiso de un abogado, mientras que en otras, los abogados pueden depositar fondos directamente en la cuenta operativa del bufete de abogados, siempre que los fondos ya se hayan ganado. El software de facturación legal Smokeball es compatible con las cuentas fiduciarias de IOLTA, pero es importante que los abogados presten mucha atención a las reglas que rigen la jurisdicción en la que trabajan.

Pero las reglas sobre qué dinero se puede combinar o conservar pueden volverse complejas, por lo que si hay alguna duda sobre dónde deben ir los fondos del cliente, ponerlos en una cuenta de fideicomiso de abogado es la decisión más inteligente. Si bien la contabilidad fiduciaria parece un concepto relativamente sencillo, realizar un seguimiento de los fideicomisos de los clientes puede resultar complicado si administra cuentas para varios clientes. Afortunadamente, existen soluciones de software de facturación legal como Smokeball que proporcionan contabilidad de cuentas fiduciarias para que nunca haya dudas sobre cuánto dinero tiene un cliente en su cuenta fiduciaria. Sus colegas abogados deben enviar información de cumplimiento individual, indicando el nombre del abogado informante de IOLTA y el bufete de abogados, pero no necesitan reportar la información de la cuenta.

Además, estos fondos fiduciarios no devengan intereses porque no es ético que los abogados obtengan algún beneficio financiero de los fondos que pertenecen a sus clientes. Lo que es más importante, el software de contabilidad legal específico tiene en cuenta las reglas específicas de la contabilidad fiduciaria, lo que facilita el seguimiento, la recaudación y la conciliación de todos los fondos en las cuentas de fideicomiso de sus clientes, proporcionando garantías para garantizar que los fondos se consideran ganados antes de retirarlos. Los abogados que se pongan en huelga por su cuenta, ya sea como miembros del colegio de abogados recién acuñados o como abogados veteranos que cuelgan su propia teja, tendrán que lidiar con una frustrante carrera de obstáculos de las reglas del bar. Sin embargo, IOLTA, que significa «interés en las cuentas fiduciarias de abogados», permitió a los abogados colocar fondos en cuentas fiduciarias que devengan intereses.

El estatuto del Maryland Affordable Housing Trust exige que las compañías de títulos de bienes raíces coloquen sus fondos fiduciarios de clientes pequeños o a corto plazo que se mantienen en custodia en una cuenta MAHT que genere intereses por viviendas asequibles. Una herramienta de contabilidad de fideicomiso legal como Clio que cuenta con medidas de seguridad para brindarle tranquilidad sobre las transacciones de fideicomiso ayudará a su empresa a escalar. Al crear una nueva cuenta fiduciaria, pídale a su institución financiera que proporcione estados de cuenta fiduciaria al final del período del informe. .